jueves, 13 de febrero de 2014

Apuntes para mejorar los sitios informativos católicos

Tras esta entrada quisiera proponer, a partir de mis ideas y experiencia de vida católica y de periodista en medios de comunicación, aportes para los sitios informativos como Zenit, Es.Catholic.net, Aci Prensa, EWTN, Religión Digital, Alfa y Omega y los canales de TV EWTN y Rome Reports, y agencias Vatican News y Aica, entre otros. La idea es seguir con lo que hacen y llegar a más almas.

Objetividad y humanidad. Periodistas objetivos, como es la regla de la disciplina + ser personas. ¿Qué significa ésto? Demostrar al mundo que los queremos. Esta semana se murió una amiga y en el momento en que la enterraban lo primero que me quedó de ella es que me quería y amaba a Dios. Entonces quienes leen estas páginas debe sentirse queridos por la prensa católica y por los periodistas que lo hacen, porque es la primera imagen que tendrán de los mismos. Como son medios informativos y a la vez, evangelizadores, son puentes, entonces hay que ajustarse a los códigos y lenguaje de Jesús. "Si yo no tengo amor, yo nada soy".  Esto no significa que ser "persona que ama" se transforme en un lenguaje apasionado que le reste objetividad a lo que se trate. ¿Por qué? Porque si un periodista de un medio del mundo quiere sacar algo de allí tendrá que rehacer toda la noticia. Si sucede eso nunca más sacará noticias de allí y la idea es que estos medios sean fuente de información.


Fomentar el periodismo adentro de las familias. Si bien la comunicación social es una carrera de moda, muchas familias mantienen la idea de que sus hijos sobrevivirán a este mundo si estudian abogacía, medicina o ingeniería. Aún los hay así. Y dentro de los que estudian comunicación social en universidades católicas (yo fui a la sucursal de Navarra en Argentina) gran parte termina eligiendo la comunicación corporativa porque trabajar en los medios es difícil y cuando se logra un puesto implica resignar mucho a los proyectos de familia y a ganar bien. Pero hace falta. En las Redacciones, para ser sinceros, con la mano en el corazón se los digo, no hay periodistas que entiendan lo que es la iglesia católica y el mensaje de Jesús. Y los resultados se ven a la vista. Un buen cristiano, como quiere Francisco, también va a cambiar el ambiente de trabajo y le va a dar entusiasmo y pasión a la labor, sobre todo, pasión a la verdad, a amar la verdad. Objetivo a largo plazo pero hora de ponerse a trabajarlo.

Difundir los medios existentes y diferenciarlos. Hoy un cristiano común apenas alguna vez ha visto EWTN. Y quizás, a través de un correo de Hazte Oír u otra organización ha logrado aterrizar en Aci Prensa, Zenito o Es.Catholic.net. Y los periodistas -lo digo con lo que veo día a día en las Redacciones- apenas conocen a los medios cristianos y muchas veces -por el lenguaje combativo que usan- no los consideran objetivos. Ante esta situación, además de desarrollar más objetividad en el lenguaje, hace falta plantearse cómo una persona común y corriente (y no tanto un católico practicante) puede diferenciar bien a los medios católicos entre sí. O al menos, que cada uno se diferencie bien en algo.  Y ese algo puede ser una respuesta informativa precisa que desee cualquier persona que, como sabemos, constantemente busca a Dios.

Hacer una gran agencia de noticias del Vaticano. Tenemos Vatican News, Rome Reports, también un diario (que no es agencia, pero en cualquier Redacción se lo identifica como la fuente más cercana al Vaticano) que es Observatore Romano. Bueno, aquí la pregunta es ¿por qué una agencia de noticias en lugar de un medio? La respuesta es que una agencia de noticias servirá de fuente para todos los medios del mundo -al menos serán percibidos como una fuente informativa más objetiva-. Las agencias de noticias tienen como regla la inmediatez, encontrarlo todo allí y en un lenguaje objetivo (la realidad tal como pasó). Entonces esto servirá como fuente fidedigna para todos los medios del mundo, del modo que habrá menos chances de manipulación (o al menos siempre habrá una fuente oficial para contrastar). Para que esa fuente sea atractiva hará falta sumarle al mundo vaticano el mundo de los movimientos religiosos y congregaciones, del modo que todos sepamos cuando se hace el próximo Family Fest de los Focolares, cuándo el padre Betancourt visitará determinado lugar, alguna vida o logro obtenido por un ciudadano común del mundo que sigue a Josemaría Escrivá de Balaguer, qué obras hicieron las misiones religiosas en el último verano, reporters más completos de los países en que persiguen a católicos, cómo está la cosa en Brasil y Polonia, por ejemplo, etc.

Voceros/expertos que respondan a la prensa mundial de los temas polémicos. Desde abortos y abusos hasta el sentido de hacer una peregrinación (anoche, en una Redacción comentaban y se reían de una procesión que se hacía en Mendoza. Y uno dijo que "allí va gente que no tiene nada que hacer"); también podría ser un cura que explique el sentido de la vocación religiosa para entender por qué la iglesia no acepta el matrimonio entre curas. Sería bueno, entonces, que desde la misma agencia de noticias o de algún medio referente, o de la Oficina de Prensa del Vaticano, para cada idioma, haya un profesional expertos en estos temas y para todos los idiomas. Si esta iniciativa prosperara se podría, luego, hacer conferencias en distintos puntos del mundo.

Mostrar a toda la familia. Tiene que ver con uno de los puntos anteriores: además del mensaje del Papa y obispos está el mensaje de toda la comunidad cristiana del mundo. Es decir, construir una realidad que en la mayoría de los casos no empiece y termine en el vaticano y oficinas de obispos, sino también en lo que pasa en los movimientos y congregaciones, que son los están más en las calles. ¿Alguien sabe cuándo va a ser la próxima Mariápolis de Focolares en Chile? ¿Y si a algún argentino quiere revivir la experiencia que tuvo en la desarrolla en mayo último en Mendoza? Otra más: ¿alguien sabe cuándo es el próximo Fin de Semana de Matrimonios de Encuentro Matrimonial? Quizás este mes no haya en Buenos Aires, pero puede haberlo en Montevideo. Y hablando de este tema, ¿sabemos cuántos grupos y movimientos católicos que trabajan para fortalecer los noviazgos y matrimonios se reúnen cada mes con sus respectivas comunidades? ¿qué pasa si un ciudadano común de Brasilia o de Madrid pensó que la iglesia era la mejor opción para fortalecer su pareja y de repente, si existiera esta herramienta, supiera adonde acudir? Por ejemplo, en EWTN hay programas específicos sobre noviazgos y matrimonios. ¿No sería bueno que al cierre de cada programa aparezca un enlace que te diga dónde consultar sobre un grupo o movimiento en tu ciudad? En fin, una agencia de noticias o portal, más programas de televisión que muestre a "toda la familia" más que a los padres. Esto le sirve al Papa y obispos y también a la gente, porque sentirá que la iglesia lo está recibiendo.

Contenido claves en formatos digitales. A través de estos medios y agencia hay que evangelizar también. Una herramienta, por ejemplo, es llevar el Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia a motion graphics, para que así todos los católicos tengan algún criterio plus y de base a la hora de opinar de política y de economía. O como sucede muchas veces en reuniones de amigos, cuando alguien dice ¿qué haría la iglesia en estos casos? y nos quedamos callados porque no sabemos qué decir. Por ejemplo, yo hice el siguiente video que no sólo es apto para un canal de Youtube, sino también hasta para separadores en EWTN:



Coordinador mundial de ONG. Hay muchas en el mundo y todas son generadoras de noticias solidarias y de bien común. Y también de aportar datos clave de la realidad. Sería bueno que haya alguien que se conecte con ellas, las asesore en comunicación y de allí salgan contenidos para los sitios informativos católicos. Justamente una gran carencia de los medios de comunicación es meterse en el mundo de estas agrupaciones que hacen para el Bien Común mostrando la Voluntad de Dios. Noticias de este tipo, por ejemplo, ayudarán a fortalecer el mensaje cristiano y a que la gente crea que lo bueno es posible.

Columnistas prestigiosos. Muchos profesionales de distintas disciplinas hacen grandes aportes científicos o tienen mucho para decir en lo que es el mundo de hoy. En cualquier medio de comunicación una voz prestigiosa le aporta profesionalismo. Por ejemplo, si uno de ellos hace su análisis en un medio católico -orientado al Bien Común- la prensa mundial lo tendrán en cuenta y será fuente informativa de medios del mundo.

Inmediatez. Lo que sea noticia del Papa -audiencias y ángelus, sobre todo- transmitirlo en directo en Internet pero inmediatamente publicar una galería de fotos y el mensaje, como también algunas perlitas extraídas de allí, como el contacto del Pontífice con la gente. Los medios de comunicación del mundo en su versión online agarran lo que ponen EFE, AP, Reuters y otros. Sería bueno, en ese tema, ser mucho mejor y modernos que ellos.

Pegar afiches en las parroquias. Los domingos y días de semana la gente va a misa. Sería bueno llevar al papel, en un afiche A3 aunque sea, títulos con enlaces. Y esos títulos, sobre todo, de los temas que más necesita saber la gente de la Iglesia y de las grandes dudas de hoy. Todas con fuentes de medios católicos.

Community manager en cada ciudad. Puede ser alguna chica de parroquia u otro. La idea es recolectar los perfiles de Twitter de los que viven en su respectiva ciudad para hacer llegar, desde allí, enlaces no sólo de notas publicadas en sitios católicos -el Evangelio del día puede ser uno de ellos- sino también de notas difundidas en medios periodísticos locales en la que aparezcan noticias en las que haga falta introducir comentarios constructivos y que muchas veces pueden aclarar una noticia desinformativa sobre la iglesia.


No hay comentarios:

Publicar un comentario